miércoles, 23 de marzo de 2016

Estados Unidos en familia: ruta por la Costa Oeste

Recorrer la Costa Oeste de Estados Unidos en familia. Este fue uno de los primeros viajes con niños que hicimos. Sólo había nacido el primero de nuestros tres hijos, y tenía un año y dos meses cuando cruzamos con él el Océano Atlántico. 



Íbamos un poco a ciegas, sin saber exactamente cómo nos iría nuestra primera experiencia en un road trip en familia. No sabíamos si el peque aguantaría el ritmo del viaje o si nos tendríamos que quedar en algún lugar más tiempo, así que decidimos ir sobre la marcha y únicamente teníamos reservadas las primeras noches en Los Ángeles y las últimas también en esta ciudad, pues sabíamos seguro que el vuelo llegaba a esta ciudad y saldríamos desde allí otra vez para regresar a casa. El resto del viaje lo dejamos abierto en función del ritmo que pudiéramos llevar al viajar por primera vez en ruta con un niño.




Finalmente todo salió incluso mejor de lo que inicialmente habíamos pensado e hicimos alrededor de ocho mil kilómetros de recorrido en un viaje de veinticinco días. Teníamos ganas de visitar Yellowstone pero cuando planeamos inicialmente el itinerario lo vimos inabarcable, y por este motivo fue descartado. Ahora, viendo la cantidad de kilómetros que hicimos creemos que sí podríamos haber llegado hasta Yellowstone.






Nuestro recorrido fue muy flexible, lo fuimos construyendo sobre la marcha. Cada noche reservábamos el siguiente alojamiento a través de internet, hay tantas cadenas de hoteles a las afueras de las ciudades que no encontramos ningún problema de disponibilidad de alojamiento. Hay una excepción, y es cuando la idea es dormir dentro de los Parques Nacionales, hay que mirarlo con antelación. Nosotros en Yosemite no pudimos quedarnos a dormir dentro y encontramos alojamiento a cincuenta kilómetros fuera del parque, fue el único día que nos costó más trabajo encontrar dónde pasaríamos la noche. 





El coche de alquiler nos daba tranquilidad en este sentido, nos permitía movernos de una localidad a otra cuando mirábamos la disponibilidad de plazas a través de internet la noche anterior. 

Ir en nuestro coche también nos fue muy útil para modificar la ruta por el mal tiempo. El día que teníamos previsto ir en helicóptero por el Gran Cañón anunciaron mal tiempo, y la televisión de Estados Unidos no falla. Así que, aunque ya estábamos allí y habíamos visitado ese día el Cañón a pie, decidimos seguir la ruta hacia Nuevo México para luego volver y poder disfrutar de uno de los recuerdos más alucinantes que tenemos del viaje, sobrevolar el Cañón del Colorado en helicóptero.





Por si os sirve de orientación, nuestro itinerario de viaje fue el siguiente:

Día 1: Vuelos hasta Los Angeles

Día 2: Los Angeles (centro histórico)
Día 3: Los Ángeles (Venice, Santa Mónica, Malibú, Santa Bárbara)
Día 4: San Luis Obispo, Big Sur, Carmel, Monterrey, Santa Cruz
Día 5: San Francisco
Dia 6: San Francisco
Dia 7: San Francisco
Día 8: Lago Tahoe, Virginia city (escenario de la mítica serie Bonanza)
Día 9: Lago Tahoe, SutterCreek, Columbia,(pueblos de la fiebre del oro) Yosemite
Día 10: Yosemite, Secuoya National Park
Día 11: Death Valley, Las Vegas
Día 12: Las Vegas
Día 13: Las Vegas, Hoover Damn, Williams,
Día 14: Gran Cañon
Día 15: Flagstaff- Hollbrook- Petrified NP
Día 16: Santa Fe, Ranchos de Taos, Taos (Nuevo México)
Día 17: Durango (Colorado), Mesa Verde (Colorado), Canyonlands (Utah)
Día 18: Monument Valley
Día 19: Gran Cañón en helicóptero, Sedona, Tuzigoot, Jerome.
Día 20: Phoenix, San Diego
Día 21: San Diego
Día 22: Tijuana, Coronado, La Jolla, Pacific Beach
Día 23: San Juan Capistrano,  Long Beach (Los Angeles)
Día 24: Los Angeles (Beverly Hills, Paseo de la fama, Hollywood,....)
Día 25: Vuelos hasta Barcelona.

Fue intenso, muy intenso. Pero aprovechamos los días al máximo. Si sois de los que preferís llevar un ritmo más tranquilo, calculad las distancias entre los puntos que os proponemos y adaptadlo a vuestro gusto!





Otros artículos de Estados Unidos que os pueden interesar:
Talkeetna, un pueblo típico de Alaska
- El Parque Nacional Denali, Alaska
- Un bosque de Secuoyas
- Alaska, la última frontera
- En helicóptero por el Cañón del Colorado con un bebé de 15 meses
- El bosque petrificado
Pueblos de la fiebre del oro en Estados Unidos
- Navidad en Nueva York

14 comentarios:

  1. Pues la Costa Oeste es uno de mis destinos soñados... ¿No fue entonces muy paliza para el peque? Es que lo que me echa para atrás es precisamente la cantidad de km que se hacen...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. kilómetros hay que hacer porque hay mucha distancia entre los puntos a ver....si quieres que sea más relajado puedes añadir más noches en cada uno de los lugares a visitar para no tener la sensación de estar todo el día en el coche....nosotros aprovechábamos las horas de sueño del peque e íbamos haciendo muchas paradas, pero aún así hicimos muchos km. Otra opción sería hacer vuelos internos entre ciudades....

      Eliminar
    2. Nosotros hicimos un viaje muy parecido (28 días y 10.000 km) y sí: se puede con niños (hay que alternar las palizas de coche con otros momentos más pausados).

      Una de las mejores experiencias de nuestra vida. Gracias por el post, que me ha traído fantásticos recuerdos :-)

      Por cierto, tampoco pusimos a Yellowstone al principio pero después no solo terminamos yendo sino que hasta nos acercamos a Seattle... de locos ;-)

      Eliminar
    3. Gracias Javier por tu comentario! Así no nos sentimos tan locos en esta locura de kilómetros! ;) nosotros nos habíamos desviado demasiado ya hacia el este, y ya era tarde para subir a Yellowstone. Pero Nuevo México nos gustó mucho también! Yellowstone queda pendiente para otro viaje, porque tenemos muchas ganas de volver a Estados Unidos!

      Eliminar
    4. Sí, es cierto... lo mismo digo porque ya está bien de sentir a la gente llamarnos locos y padres inconscientes :-D

      Pues sí, una cosa va por la otra. Nosotros en Nuevo México solamente pusimos los pies en la esquina correspondiente de Four Corners. Es bueno dejarse zonas abiertas para poder regresar a los sitios que gustan :-)

      Bueno, no te entretengo más. ¡Saludos!

      Eliminar
    5. Ja jaja, saludos!!!! y felices viajes!

      Eliminar
  2. Wow!!!That is the top destination for my "family of 5". As I see on your blog everything is possible. Beautiful and inspirational pictures. All the best :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Thanks Mariana for your words and welcome to the blog! Yes, impossible is nothing! :)

      Eliminar
  3. Que interesante es tu artículo!!! Queremos hacerlo en 2017 y teniendo una niña de 9 y otra de 4 nos echábamos para atras-. Después de leerte vuelvo a la idea de hacerlo.
    Gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Merece la pena Mamen! Seguro que no te arrepientes :)

      Eliminar
  4. Guuaaaauuuuu que viaje mas chulo,veo que como a todo el mundo la primera duda es...como soportara el niño el viaje?En Octubre del año que viene tendrá casi 2años y a mi particularmente me da terror meterlo en un avión tantas horas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Intenta reservar vuelos nocturnos, cuantas más horas de vuelo vaya dormido en el avión menos rato va a tener para aburrirse. Y el rato que esté despierto seguro que encuentras juegos que le entretengan. Saludos!

      Eliminar
  5. Uno de mis destinos favoritos, sin duda. Y con vuestras imágenes me da mucha nostálgia recordarlo :P

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡Gracias Vicente!! En unos meses tendremos más artículos sobre Estados Unidos, volvemos a viajar allí este año :)

      Eliminar

Blogging tips