sábado, 31 de agosto de 2013

Japón con niños, primeras impresiones tras el regreso

Después de casi un mes de viaje por Japón, ya estamos de vuelta aún con el jet-lag en nuestros cuerpos (en el mío básicamente, porque los niños lo llevan mucho mejor que yo).  

El ritmo del viaje ha sido intenso. Nuestros hijos lo han seguido muy bien y las historias sobre ninjas y samurais han hecho que aumentara su interés por las visitas. Hemos combinado las visitas culturales con momentos más para ellos en jardines, parques de atracciones y museos interesantes para niños. A partir de la tercera semana de viaje ya no querían volver a oír nada que tuviera que ver con visitar templos, por lo que una buena opción puede ser dejar los platos fuertes infantiles (Universal Studios, Disneyland,...) para el final del viaje.


El tema de la comida lo trataremos más extensamente, pero para alivio de muchos que estaban preocupados por lo que comerían nuestros hijos durante el viaje, la dieta japonesa incluye muchos otros platos distintos al sushi y pescado crudo.

Las temperaturas han sido muy altas, sobretodo al principio del viaje fruto de una ola de calor tremenda. Algunas visitas fueron complicadas por este motivo, aunque creo que lo soportaban mejor los niños que nosotros. Mucha hidratación y protección. Si podéis viajar a Japón en otra época del año que no sea verano seguro que lo disfrutáis más, primavera con la floración de los cerezos y otoño con la coloración marrón de los árboles son las épocas ideales. 

Japón ha sido el primer viaje que hacemos con ellos a un país tan distinto al nuestro. Han empezado a abrir su mente y a aprender que en el mundo hay culturas muy diferentes a la nuestraque no todo el mundo habla el mismo idioma ni comen los mismos platos. Han aprendido a ser más pacientes y a ser más respetuosos, punto fuerte de la cultura japonesa. Otro de los aspectos que los tenía más alucinados era el cambio horario, pensar que en Barcelona la gente se estaba levantado y que nosotros ya estábamos pensando en la merienda.

Este es el primero de una serie de posts en los que os contaremos este gran viaje lleno de aventuras y recuerdos que conservaremos toda nuestra vida y que ha sido muy enriquecedor para nuestros peques. 

Blogging tips