miércoles, 25 de enero de 2017

5 lugares donde ver los restos del Muro de Berlín

El Muro de Berlín constituye uno de los recuerdos más vivos sobre las calles de la historia reciente de esta ciudad alemana. Fue construido en el año 1961 como frontera entre la zona Este berlinesa que pertenecía a la República Federal de Alemania, de la parte Oeste de Berlín, perteneciente a la República Democrática de Alemania.



Un muro de 160 kilómetros rodeaba la parte Oeste de la ciudad separándola de la República Democrática Alemana. El Muro de Berlín fue derribado, finalmente, el día 9 de noviembre de 1989.

¿ Dónde ver los restos del Muro de Berlín?

Hay varias opciones, así que aquí os proponemos cinco lugares donde puedes ver restos del muro de Berlín en pie:

Topografía del Terror (Topographie des Terrors)

Uno de los tramos mejor conservados de muro de la ciudad de Berlín se encuentra junto al edificio que antiguamente albergó la sede de la Gestapo, las fuerzas de seguridad de Hitler. Aquí eran trasladados todos aquellos que se oponían al régimen del dictador para ser sometidos a interrogatorios y torturas. Actualmente este edificio reconstruido alberga una exposición fotográfica de la historia de la policia secreta de Hitler durante los años 1933 y 1945.





Al otro lado de la calle, el edificio de la Luftwaffe, las fuerzas aereas alemanas, se mantiene intacto al no ser bombardeado durante la guerra, levantando suspicacias y atribuyendose el motivo al hecho de no querer destruir la información que se hubiera perdido en caso de recibir un ataque aéreo. 



Datos prácticos: La exposición Topografía del Terror se encuentra en la calle Niederkirchnerstrasse, 8. La entrada es gratuita y el horario de visita es de 10 a 20 horas.

Check Point Charlie 

A unos quinietos metros de la Topografía del Terror se encuentra uno de los puntos de paso fronterizos más famosos entre las dos Alemanias. Los ciudadanos de Berlín Este podían pasar a la zona Oeste con algunas restricciones cruzando a través de este punto, Check Point Charlie



El Museo CheckPoint Charlie constituye una buena muestra de la historia del Muro de Berlín y de la Guerra Fría. Aquí se muestra las penurias y el ingenio para esconderse de la gente que pretendía cruzar al otro lado del muro, escondiéndose por ejemplo, en un maletero tan pequeño que los vigilantes descartaron comprobar al considerar que era imposible que cupiera una persona, o también, se muestra cómo una persona cruzó escondida entre dos planchas de surf.




Datos prácticos: CheckPoint Charlie está ubicado en la calle Friedrichstrasse, 44 y el museo se ubica en el número 46 de la misma calle. Sobre el precio de la entrada al museo se aplica un 25% de descuento si tienes la Berlin Welcome Card. Hay una parte exterior de la exposición del Museo CheckPoint Charlie que es gratuita.

East Side Gallery

Es el mayor tramo que se conserva del Muro de Berlín y es considerada la mayor galería de arte al aire libre del mundo. Mide 1,3 kilómetros y se ubica en la calle Mühlenstrasse.

Varios artistas de todo el mundo han plasmado en sus graffitis dibujos con mensajes sobre un futuro mejor a través del recuerdo de la historia reciente berlinesa. Los graffitis más conocidos son el del beso del líder ruso Leonid Brezhnev al líder de la República Democrática alemana, Erich Honecker, junto con el del coche modelo Trabant atravesando el muro de Berlín. Los coches de este modelo eran los utilizados en la época en la que Berlín estaba dividida por el muro y, como curiosidad, indicar que la matrícula del automovil es la fecha en la que el muro fue derribado.





Potsdamer Platz

En la céntrica y moderna plaza Postdamer Platz es posible ver restos del Muro de Berlín así como detectar fácilmente la línea marcada en el suelo que recorre el antiguo recorrido del Muro de Berlín.




El Muro de Berlín lleno de chicles

Un segmento del Muro de Berlín ubicado en una esquina de la plaza Potsdamer está siendo exhibido con restos de chicles pegados al muro. Se trata de una exposición que forma parte de los actos conmemorativos del cincuenta aniversario de la construcción del muro. Es bastante repugnante consiguiendo, de esta forma, el efecto de repulsa y rechazo buscado por los creadores de tan curiosa manifestación.



Otros artículos relacionados que os pueden interesar:

-Berlín con niños: Museo de la Técnica ("Deutsches Technikmuseum")

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Blogging tips